sábado, 23 de octubre de 2010

El retrato

Colgada de un clavo oxidado
estática, contra la pared
te fuiste años ha
sin embargo todavía vives
perdida en este hogar,
agrietada y amarronada
me planto frente a ti
tu mirada fija
no apartas nunca de mi,
me sigues por la estancia
me vigilas desde la ultratumba
algo inclinada
sonríes,
tus manos sobre la falda
descansan, reposadas
olvidadas las labores
que un día hiciste
venciste la guerra
sobreviviendo la pobreza
tus hijos ya idos
nos hablaron de tus peripecias,
colgada, estática
tu imagen me cautiva e intento adivinar
quien te hizo la foto
que nunca he de descolgar.

No hay comentarios: